Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz

 


Últimas notas en portada de TLM


Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz
Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz

Publicado en TLM

Ver: Orquesta de Cámara de Bormujos

«Made in Sevilla»

La Orquesta de cámara de Bormujos se fundó en 2016, y aunque la pandemia bloqueó en seco la importante progresión y difusión que estaba teniendo hasta entonces, ahora es el momento de continuar nuestro camino.

Tras un año casi inactivo por la crisis sanitaria, pronto va a comenzar su «IV Ciclo de Conciertos en CEU”. Este ciclo suele atraer a un público procedente no solo de la comarca del Aljarafe, sino también de la Sevilla metropolitana, donde también tendrá presencia esta formación debutando en la programación del Espacio Turina.

Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz

Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz
Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz
El maestro Alberto Álvarez al frente de la Orquesta de Cámara de Bormujos

Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz

Una sinfonía recuperada

La nueva programación de esta orquesta sevillana está llamando la atención por la calidad y el equilibrio de sus propuestas y es por ello que destaca especialmente la recuperación de una sinfonía del compositor checo Adalbert Gyrowetz (1763-1850), afincado en Viena a principios del s. XIX.

Tras la muerte de Mozart y mientras Beethoven comenzó a acaparar la atención en la capital vienesa, otros músicos destacaron en ese momento, y es en ese tiempo, cuando la figura de Haydn estaba algo más ausente de los círculos austríacos debido a sus estancias en Londres. Por tanto, en los últimos años del siglo XVIII y principios del XIX tuvieron bastante relevancia algunos compositores checos que emigraron a Viena, como los hermanos Antón y Paul Wranitsky, Gyrowetz o Vanhal.

La Orquesta de Cámara de Bormujos ya tocó hace dos años una sinfonía de Paul Wranitsky, así como una sinfonía de Gyrowetz, de la que no constaba que se hubiera interpretado en tiempos presentes: la Sinfonía nº 1 en Mi Mayor, Libro I.; y será el próximo 16 de octubre cuando esta agrupación, de unos treinta músicos, en su versión más extensa, hará lo mismo con otra sinfonía de Gyrowetz, en este caso, la Sinfonía en Re Mayor op. 13 Libro I.

Este compositor, antes de vivir en Viena, estuvo moviéndose entre los mejores círculos musicales europeos, y por ese motivo fue en París que llegaron a publicarse una sinfonía suya con el nombre de Haydn, ya que eso de cambiar la autoría de las obras ocurría a veces en esa época, con el fin por parte de los editores de conseguir más ventas; y en este caso nos referimos a  la titulada en el catálogo de Haydn como la Sinfonía en Sol Mayor, RicG G1, que es en verdad la Sinfonía Concertante nº 20 de Gyrowetz.

Este compositor llegó a coincidir con Haydn en Londres, dentro de los conciertos programados por el empresario Salomon, y tal es así que ya de vuelta a Viena e inmerso en ese ambiente, en 1804 Gyrowetz obtuvo el puesto de Vice-kapellmeister del Teatro de la Corte Imperial.

Hasta la década de 1820, este compositor tenía una buena reputación entre los músicos vieneses, y en el funeral de Beethoven, fue uno de los honrados portadores del ilustre féretro. Gyrowetz murió mucho más tarde, en 1850, teniendo 87 años, una edad poco habitual para la época. Para esa época su estilo había evolucionado bastante, y por eso su figura había quedado bastante olvidada y es uno de los motivos, además de la calidad de su obra, que nos ocupemos de él.

Aunque se sabe que compuso unas 60 sinfonías y unos 60 cuartetos de cuerdas, no han quedado muchas de ellas, y son muy escasas las que se han grabado o interpretado en la actualidad.

Obras poco difundidas serán interpretadas por la OCB

En el segundo concierto de la temporada de esta orquesta, se interpretará una sinfonía de Anton Eberl (1765-1807), la Sinfonía en Mi bemol Mayor, op. 33.

Este compositor nació dos años más tarde que el citado Gyrowetz, pero por el contrario murió joven y en este caso si que algunas grabaciones actuales de dos de sus sinfonías, la ya citada y la op. 34; pero no obstante este hecho, llama la atención que estas sinfonías de Eberl no se programen habitualmente, a pesar de la brillantez de muchos de sus pasajes.

Eberl fue amigo de Mozart y este último corrigió alguna sinfonía de aquel en 1783, y cuando Mozart murió, Eberl compuso la cantata funeraria Bey Mozarts Grab (La tumba de Mozart) como muestra de su admiración y respeto por el maestro.

También destaca en la temporada de la Orquesta de cámara de Bormujos una sinfonía de Chevalier de Saint-Georges (1745-1799), el compositor a veces apodado como el “Mozart negro”, por el color de su piel y su origen caribeño.

Este músico era bastante conocido en los círculos musicales parisinos de finales del s. XVIII, y fue quien invitó a Haydn a que tocara en la capital del Sena, y compusiera las llamadas Sinfonías “París”. Una obra algo más conocida que las mencionadas, o al menos entre los contrabajistas, es el Concierto para Contrabajo y orquesta en Re Mayor de Johann Baptist Vanhal (1739-1813).

Como algo totalmente distinto a estas últimas piezas de estilo clásico, la Orquesta de cámara de Bormujos ha programado también una obra actual, el Concierto para marimba y orquesta nº 1 de Rosauro (1953), con unas armonías bien sonantes y atractivas para el gran público.

Solistas profesionales en la programación de la OCB

La participación de solistas de calidad que colaboran con esta orquesta está atrayendo a su vez a más músicos que llevan ese perfil, ya que algunos de ellos actúan como tales en la Sinfónica de Sevilla, o bien destacan dentro del panorama musical hispalense.

Este año se contará con el clarinetista José Antonio Odriozola, el trompista Manuel Enamorado, la pianista Yolanda Sánchez, la violinista Katarzyna Wrobel, o el percusionista José Antonio Moreno.

Ese interés por los solistas por participar en la Orquesta de cámara de Bormujos está llegando hasta incluso fuera de las fronteras y como muestra, en la temporada 22/23 participarán músicos de la Filarmónica de Londres, que se han ofrecido a tocar con esta orquesta.

El futuro de la Orquesta de Cámara de Bormujos

Los músicos de la OCB son en su mayoría profesores de música, o jóvenes de importante y reconocida trayectoria a pesar de su edad, pero también participan algunos miembros de la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla.

El director de la OCB es desde su fundación Alberto Álvarez, que ha debutado como director de ópera en Bulgaria recientemente. En definitiva, esta formación instrumental es una orquesta profesional con nuevos horizontes, a pesar de disponer de un limitado presupuesto.

Programa de la 5º temporadad de la OCB

Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz

Más información

Toda la Música | Orquesta de Cámara de Bormujos, presenta su 5º Temporada recuperando una Sinfonía de Gyrowetz

www.orquestacamarabormujos.es

NdeP

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies y Google Analitycs para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas, y de nuestra política de cookies, privacidad y RGPD ACEPTAR
Aviso de cookies